Medicina Oriental

 

A lo largo de la vida de una persona, varios tipos de enfermedades están destinadas a surgir. Algunas afecciones pueden ser menores y pueden sanar con el tiempo. Pero otros pueden ser graves y pueden requerir tratamiento especial o un experto médico profesional. A veces se pueden usar formas específicas de medicamentos y tratamiento para aliviar y tratar estas afecciones en desarrollo. Sin embargo, no todas las formas de tratamiento son efectivas y pueden no darle los resultados que desea.

Así que en caso de encontrarse en tal situación, usted debe considerar una forma de tratamiento de medicina oriental. Este es un sistema de medicamentos tradicional que se utilizó inicialmente para curar una amplia gama de enfermedades que afectan a pacientes de todas las edades.

 

¿Qué es la Medicina Oriental?

La medicina oriental también se conoce como medicina tradicional china (TCM) o simplemente medicina china. Es un antiguo sistema medicinal y de tratamiento que se basa principalmente en una profunda comprensión de las leyes y patrones de la naturaleza. A continuación, esto se aplica al cuerpo de un paciente para tratar afecciones específicas, así como los síntomas subyacentes.

La medicina oriental implica una serie de prácticas que están arraigadas en la filosofía antigua. La única manera en que la medicina oriental varía de la medicina occidental es en términos de conexión en todo el mundo y el cuerpo humano. Esta comprensión se basa principalmente en la creencia tradicional de que los seres humanos son microcosmos del vasto universo. También está vinculado con la naturaleza y sujeto a las fuerzas.

Generalmente, un cuerpo humano es visto como un sistema orgánico donde diferentes tejidos, órganos, y varias partes tienen diferentes funciones. Sin embargo, todos son interdependientes. Por lo tanto, esto implica que la salud y la enfermedad de una persona se relacionan con el equilibrio de las funciones generales.

 

Cómo funciona la medicina oriental

La medicina oriental funciona basándose en la energía significativa del cuerpo conocida como qi o chi. Los antiguos practicantes creen que esta energía corre a través de los meridianos (canales) en el cuerpo. Esto ayuda a mantener y estabilizar el equilibrio espiritual, físico, emocional y de salud mental de una persona.

El objetivo principal de la medicina oriental es ayudar a mantener y recuperar el equilibrio del cuerpo. También ayuda a equilibrar la armonía entre las fuerzas naturalmente opuestas conocidas como yin y yang. Como resultado, evita que estas fuerzas bloqueen y alteren el flujo de energía qi y desencadenen ciertas enfermedades.

Generalmente, Yin y Yang se refieren a las fuerzas opuestas que indican cualidades qi. Mientras que Yin se refiere a la noche, oscura, fría, femenina y negativa, yang se refiere al día, ligero, cálido, positivo y masculino. Las dos fuerzas trabajan basándose en la creencia de que todos los factores de la vida consisten en un pequeño porcentaje de las fuerzas opuestas. Debido a esto, es esencial asegurarse de que siempre permanezcan equilibrados.

Las fuerzas de Yin y Yang son perceptibles cuando se trata de consumir un medicamento en particular para tratar una afección o aliviar el dolor. Estos medicamentos sólo son eficaces si usted los toma de acuerdo con la prescripción del médico. Sin embargo, una sobredosis y a veces bajo dosis podría resultar en problemas de salud adicionales.

 

Prácticas aplicadas en medicina oriental

La medicina oriental enfatiza en gran medida el tratamiento individual e implica diversas formas terapéuticas de tratamiento. Además, los tipos de tratamiento a administrar a menudo varían de una persona a otra, basándose en las necesidades y objetivos finales.

En general, estas son las prácticas aplicadas en la medicina oriental;

  • acupuntura

La acupuntura es un método de tratamiento oriental que consiste en insertar agujas diminutas en la capa superior de la piel. Pueden ser los tejidos subcutáneos o los músculos de puntos de acupuntura específicos para desencadenarlos o manipularlos.

Basado en los antiguos expertos en medicina oriental, un cuerpo humano consta de muchos puntos de acupuntura unidos por 12 canales principales (meridianos). Estos meridianos desempeñan un papel vital en la conducción de la energía qi entre la superficie del cuerpo y los órganos internos.

En general, la acupuntura ayuda a mantener el equilibrio entre yin y yang. Como resultado, permite el flujo estándar de la energía qi a través del cuerpo de una persona. También ayuda a restaurar la salud promedio tanto del cuerpo como de la mente.

 

  • Acupresión

La acupresión es una forma de tratamiento de acupuntura sin agujas. En su lugar, implica la aplicación de presiones manuales con yemas de los dedos a puntos específicos del cuerpo. La acupresión tiene como objetivo ejercer fuerza sobre los puntos de acupuntura y acupresión que se encuentran en los meridianos.

La acupresión se utiliza normalmente para borrar los bloqueos en el meridiano. Esto se debe a que el flujo de energía qi a veces puede bloquearse en cualquier punto meridiano. Cada vez que esto sucede, influye en síntomas y trastornos específicos en cualquier parte a lo largo del meridiano. Por lo tanto, aplicar presión a los puntos de acupresión y acupuntura ayuda a desbloquear el meridiano, reviviendo así la condición y los síntomas asociados

 

  • moxibustión

La moxibustación es una opción terapéutica que implica la quema de tipos particulares de hierbas tradicionales. A continuación, el calor y el humo se aplican a puntos específicos del cuerpo. Este método se administra principalmente junto con la acupuntura.

Según los proveedores de medicamentos orientales, el calor producido durante el procedimiento de moxibusión desencadena el flujo de qi dentro del cuerpo a través de los meridianos. Por lo tanto, estimular el flujo de qi es vital, ya que ayuda a mantener y restaurar la salud cotidiana del paciente.

 

  • Tui Na

Tui Na es una forma de medicina oriental alternativa que involucra obras corporales como acupresión y masaje. Ayuda a estimular y aumentar el flujo de energía qi dentro del cuerpo.

Tui Na trabaja principalmente eliminando bloqueos en los puntos a lo largo del meridiano. Esto eventualmente restaura el equilibrio qi y mejora la salud y el bienestar general del paciente.

 

  • Terapia de cupping

Esta es una práctica terapéutica que implica el uso de pequeñas tazas redondas invertidas. Estas tazas se colocan en partes del cuerpo particulares utilizando un efecto de vacío durante un corto período de tiempo. Generalmente, la terapia de cupping funciona en función de la creencia y la comprensión de que el dibujo de la piel dentro de las tazas desencadena el flujo sanguíneo dentro de esa parte del cuerpo en particular.

 

  • Dieta y nutrición

La dieta y la nutrición son otra práctica de medicina oriental. Se basa principalmente en la creencia tradicional y la comprensión de los efectos de los alimentos en el cuerpo de una persona. Según los especialistas médicos tradicionales, una dieta equilibrada generalmente se compone de cinco gustos diferentes. Incluye agrio, amargo, dulce, salado y picante. Los sabores amargos, agrios y salados se asocian con un efecto refrescante. Por otro lado, el sabor picante viene con un efecto de calentamiento, mientras que el sabor dulce tiene un efecto fortalecedor.

Esto, por lo tanto, significa que un tipo particular de alimento con un sabor específico tiene algunas de estas propiedades. Estas propiedades se creen para sanar varias condiciones y síntomas asociados. También estimulan el sistema inmunológico y mejoran la salud de una persona.

 

  • Tai chi

El taichí es una opción de tratamiento mental y corporal que implica una amplia gama de ejercicios lentos pero constantes. También implica una combinación de varias actividades, como meditación, movimiento y respiración rítmica. Sobre la base de los principios de la medicina oriental tradicional, las actividades de taichí estimulan y mejoran el flujo de energía qi. Al final, facilita y acelera la recuperación de cualquier condición de salud.

Además, el taichí mejora tanto la salud física como mental de un individuo. También puede promover el equilibrio, la postura, la fuerza y la flexibilidad. Los practicantes de la medicina oriental también creen que el taichí ayuda de varias maneras, tales como;

  • Mejorar los estados de ánimo
  • Aliviar el dolor causado por ciertas enfermedades
  • Mejorar la salud del corazón, sus funciones y actividades
  • Fortalecimiento del sistema inmunitario del cuerpo

 

  • Medicina herbaria

Hay varios tipos de hierbas que la mayoría de los profesionales utilizan para tratar y manejar una gama de condiciones de salud. Estas hierbas se extraen generalmente de diferentes raíces, semillas, tallo y hojas de varias plantas. Algunas de estas plantas incluyen jengibre, corteza de canela, ginseng, regaliz, y muchas más.

Para obtener mejores resultados y sabor, estas hierbas generalmente se combinan para crear una fórmula. Luego se dispensa o administra en forma de té tradicional, gránulo, polvo, extracto líquido y cápsulas.

 

Enfermedades tratadas con medicina oriental

El objetivo inicial de la medicina oriental es tratar enfermedades y abordar los signos y síntomas asociados. También ayuda a prevenir que la condición de salud o los síntomas se repitan. Por lo general, los médicos pueden recomendar medicina oriental para tratar diversas condiciones tales como;

  • Ansiedad
  • Diabetes
  • Reacciones alérgicas
  • depresión
  • Dolor de espalda y cuello
  • Artritis, particularmente artritis reumatoide
  • Presión arterial alta
  • Afecciones de la piel como eccema, urticaria, acné o psoriasis
  • Enfermedad de Parkinson
  • Trastornos del sueño o insomnio
  • obesidad

Además, la medicina oriental se puede utilizar en varios campos médicos para abordar situaciones relacionadas. Estas condiciones incluyen;

  • Trastornos del sistema respiratorio
  • Trastornos neurológicos
  • Trastornos del sistema reproductivo
  • Problemas de salud mental y emocionales
  • Trastornos musculoesqueléticos
  • Trastornos gastrointestinales
  • Trastornos de ojos, oídos y boca

 

conclusión

La medicina oriental es una alternativa de tratamiento que la mayoría de los médicos pueden recomendar si otras formas de tratamiento no responden. Se puede utilizar para tratar una amplia gama de problemas de salud y síntomas asociados que afectan el bienestar general de una persona. Generalmente, la medicina oriental funciona influyendo en el flujo constante y estándar de qi a través de los meridianos para darle una buena salud.

Para estos servicios de tratamiento, siempre puede considerar la plataforma médica CloudHospital. Ofrece una amplia gama de servicios y opciones de tratamiento para afecciones agudas y crónicas. Además, le da acceso a especialistas profesionales en medicina oriental que no sólo están capacitados sino que tienen años de experiencia.