Estenosis de la válvula aórtica

última fecha actualizada: 28-Aug-2023

Escrito originalmente en inglés

Estenosis valvular aórtica

La estenosis de la válvula aórtica es la preocupación más frecuente y peligrosa de la enfermedad de la válvula. La abertura de la válvula aórtica se estrecha debido a la estenosis aórtica. Como resultado, reduce el flujo sanguíneo desde el ventrículo izquierdo hacia la aorta y puede influir en la presión de la aurícula izquierda.

Algunas personas desarrollan estenosis de la válvula aórtica como resultado de una anomalía cardíaca congénita conocida como válvula aórtica bicúspide. Sin embargo, la condición es causada generalmente por el envejecimiento puesto que el calcio o marcar con una cicatriz destruye la válvula y restringe el flujo de sangre.

 

Signos y síntomas de la estenosis de la válvula aórtica

La gravedad de la estenosis de la válvula aórtica varía de leve a crónica. Cuando la válvula se estrecha gravemente, comienzan a aparecer signos y síntomas. La estenosis de la válvula aórtica puede pasar desapercibida durante muchos años en algunas personas.

En general, los signos y síntomas de la estenosis de la válvula aórtica que es probable que ocurran incluyen;

  • Un sonido cardíaco irregular o un soplo cardíaco que se puede detectar con un estetoscopio
  • Con la actividad, usted puede tener dolor en el pecho (angina de pecho) u opresión.
  • Usted puede sentirse mareado o incluso desmayado en un esfuerzo
  • Dificultad para respirar, particularmente después de un ejercicio vigoroso
  • Fatiga, especialmente cuando hay mucha actividad.
  • Pulso cardíaco rápido y agitado (palpitaciones)
  • No consumir suficientes alimentos, especialmente en menores que tienen estenosis de la válvula aórtica
  • Aumento de peso inadecuado, principalmente en niños con estenosis de la válvula aórtica

La insuficiencia cardíaca también puede ocurrir debido a la estenosis de la válvula aórtica. La dificultad para respirar, la fatiga y la hinchazón de tobillos y pies son signos y síntomas de insuficiencia cardíaca.

 

Causas de la estenosis de la válvula aórtica

Las cuatro válvulas del corazón mantienen la circulación sanguínea de la manera correcta. La válvula mitral, la válvula pulmonar, la válvula tricúspide y la válvula aórtica se encuentran entre estas válvulas. Durante cada pulso cardíaco, los colgajos (valvas o cúspides) se abren y cierran en cada válvula. Estas válvulas no siempre se abren o cierran adecuadamente. Como resultado, el flujo sanguíneo se ralentiza o se obstruye cuando la válvula no se abre o cierra por completo.

La válvula aórtica entre la cámara inferior izquierda del corazón (ventrículo izquierdo) y la aorta no se abre completamente en la estenosis de la válvula aórtica. El pasaje de sangre desde el corazón hacia la aorta se estrecha (estenosis). El corazón tiene que trabajar más duro para bombear suficiente sangre a la aorta y a las otras partes del cuerpo cuando la abertura de la válvula aórtica se estrecha.

El ventrículo izquierdo puede espesarse y crecer como resultado del trabajo adicional del corazón. La tensión puede eventualmente debilitar el músculo cardíaco, lo que puede causar insuficiencia cardíaca y otras complicaciones graves.

Las causas comunes de la estenosis de la válvula aórtica son;

Acumulación de calcio en la válvula: El calcio es un mineral que puede estar presente en el torrente sanguíneo. Los depósitos de calcio en las válvulas cardíacas pueden formarse a medida que la sangre corre sobre la válvula aórtica repetidamente (calcificación de la válvula aórtica).

Un defecto cardíaco congénito: A veces, los niños nacen con solo dos cúspides en su válvula aórtica (válvula aórtica bicúspide) en lugar de tres (válvula aórtica tricúspide). Las válvulas aórticas pueden tener una cúspide (unicuspid) o cuatro (quadricuspid) cúspides en raras ocasiones.

Fiebre reumática: Una de las causas más comunes de problemas de válvulas cardíacas es la fiebre reumática. Puede afectar a varias regiones del cuerpo, incluyendo el cerebro, las articulaciones, el corazón y la piel. Los adultos y los niños con o que han tenido faringitis estreptocócica son propensos a desarrollar fiebre reumática.

 

Factores de riesgo de la estenosis de la válvula aórtica

Algunos de los factores que pueden contribuir al desarrollo de la estenosis valvular aórtica son;

  • Vejez
  • Antecedentes de infecciones que afectan al corazón
  • Algunos problemas cardíacos que están presentes al nacer, incluyendo la válvula aórtica bicúspide
  • Afección renal crónica
  • Factores de riesgo cardiovascular, incluyendo colesterol alto, diabetes y presión arterial alta
  • Antecedentes de radioterapia torácica

 

Complicaciones de la estenosis de la válvula aórtica

A veces, la estenosis de la válvula aórtica se asocia con varias complicaciones como;

  • Golpe
  • Insuficiencia cardíaca
  • Hemorragia
  • Formación de coágulos de sangre
  • Arritmias
  • Infecciones cardíacas (endocarditis)

Diagnóstico de estenosis de la válvula aórtica

El médico o el cardiólogo comenzarán por examinar tus signos y síntomas, evaluarán tu historia clínica y realizarán un examen físico para determinar si tienes estenosis de la válvula aórtica. Él o ella usará un estetoscopio para escuchar a su corazón para identificar si usted tiene un soplo cardíaco que podría indicar un problema de válvula aórtica.

Los cardiólogos pueden realizar varias pruebas y procedimientos para descartar o verificar la estenosis de la válvula aórtica. También podrían ayudar a determinar la gravedad y la causa subyacente de la afección. Estas pruebas y procedimientos de diagnóstico incluyen;

Radiografía de tórax: El médico puede usar una radiografía de tórax para ver si el corazón está agrandado debido a la estenosis de la válvula aórtica. La hinchazón de la aorta y los depósitos de calcio en la válvula aórtica también es un posible síntoma que se puede detectar con esta técnica.

Ecocardiograma: Este método utiliza ondas sonoras para generar imágenes del corazón en movimiento en este examen. Un haz ultrasónico se envía a través del pecho al corazón presionando firmemente un dispositivo (transductor) contra la piel. El transductor toma un registro de los ecos de onda sonora en el corazón. Estos ecos luego se convierten en imágenes que su médico puede ver en un monitor.

Tomografía computarizada (TC) del corazón: Una tomografía computarizada cardíaca es un tipo de radiografía que combina numerosas imágenes de rayos X para proporcionar una imagen transversal más completa. Una tomografía computarizada cardíaca puede ayudar a determinar el tamaño de la aorta y examinar la válvula aórtica con mayor precisión.

RESONANCIA MAGNÉTICA del corazón: Una resonancia magnética cardíaca crea imágenes completas del corazón utilizando fuertes campos magnéticos y ondas de radio. Esta prueba puede ayudar a averiguar qué tan grave es la enfermedad y qué tan grande es la aorta.

Un electrocardiograma (ECG o EKG): Este es un procedimiento indoloro que utiliza pequeños sensores (electrodos) conectados a los brazos, el pecho y, en ciertos casos, las piernas para diagnosticar y registrar la actividad eléctrica del corazón. La técnica también puede detectar enfermedades cardíacas, cámaras agrandadas y pulsos cardíacos irregulares.

Cateterismo cardíaco: Este procedimiento no se utiliza comúnmente cuando se trata de diagnóstico de estenosis de la válvula aórtica. Sin embargo, podría recomendarse si otras pruebas diagnósticas no diagnostican o identifican la gravedad de la enfermedad. Puede ayudar a garantizar que las arterias que suministran sangre al músculo cardíaco (arterias coronarias) no se obstruyan antes de la cirugía de la válvula aórtica.

Tratamiento de la estenosis de la válvula aórtica

No existe un tratamiento particular para la estenosis de la válvula aórtica. Esto se debe a que una vez que la condición se desarrolla, no se puede revertir. En su lugar, el médico puede recomendar medicamentos para controlar los síntomas del trastorno. Esto también puede tratar los problemas de salud subyacentes que causan el problema.

Medicamentos:

Los medicamentos no pueden curar la estenosis de la válvula aórtica. No obstante, el médico puede recomendar algunos medicamentos para ayudar a controlar los síntomas o aliviar la tensión en el corazón. Los siguientes son algunos ejemplos de medicamentos eficaces:

Antibióticos: Los antibióticos son útiles para evitar que la fiebre reumática progrese y resulte en daño cardíaco.

Medicamentos para la presión arterial alta: Los bloqueadores de los canales de calcio, o betabloqueantes, pueden ayudarlo a bajar y mantener el nivel normal de presión arterial.

Anticoagulantes: Estos son medicamentos que adelgazan la sangre. Coumadin u otros diluyentes de la sangre pueden ser así provechosos para los pacientes de la estenosis de la válvula aórtica.

Antiarrítmicos: Estos medicamentos a veces se usan para controlar el ritmo del corazón.

Cirugía y otros procedimientos:

Para otros casos, el proveedor de atención médica puede sugerir una cirugía o un procedimiento para reemplazar y reparar la válvula dañada. La valvuloplastia es un tratamiento mínimamente invasivo para la reparación de válvulas. Este tratamiento se puede hacer con un catéter, que es un tubo delgado y flexible que es menos invasivo en comparación con la cirugía tradicional.

Este procedimiento consiste en insertar un catéter largo y diminuto con un pequeño balón en la punta de una arteria, normalmente en la ingle. El cirujano dirigirá el tubo e inflará el balón en el corazón. El balón y el catéter se retiran una vez que se ha abierto la válvula. Este es un tratamiento mínimamente invasivo. Por lo tanto, el tiempo de recuperación es menor que el de la cirugía a corazón abierto.

El cirujano puede recomendar reemplazar la válvula dañada. Esto requerirá la realización de una cirugía a corazón abierto. El procedimiento puede implicar la inserción de una válvula mecánica o la válvula obtenida de una vaca o cerdo. Ocasionalmente se utilizan válvulas de cadáveres humanos. El tiempo de recuperación para la cirugía a corazón abierto es sustancialmente más largo.

 

Manejo de los síntomas de la estenosis de la válvula aórtica

La estenosis de la válvula aórtica no siempre es una anomalía congénita. Esto significa que no naciste con él, pero puedes adquirirlo más adelante en la vida. En tal caso, puede tomar las siguientes medidas de dieta de estilo de vida saludable y estenosis de la válvula aórtica para ayudar a aliviar la carga de su corazón;

  • Consuma una dieta saludable y baja en grasas saturadas.
  • Haga ejercicio con frecuencia.
  • Mantener un índice de masa corporal (IMC) saludable.
  • Evite fumar
  • Consulte al médico si tiene condiciones de salud inusuales
  • Para evitar la fiebre reumática, consulte a su médico si tiene un dolor de garganta intenso.
  • Las infecciones dentales pueden moverse a través de la circulación y causar daño a las válvulas cardíacas y los músculos; por lo tanto, practicar una higiene dental adecuada es crucial.

 

Conclusión

La estenosis de la válvula aórtica, también conocida como estenosis aórtica, es un estrechamiento de la válvula aórtica en el corazón. La válvula no se abre completamente, lo que reduce o bloquea el flujo sanguíneo del corazón a la arteria principal del cuerpo (aorta) y otras partes.

La severidad del desorden determina el tratamiento. La válvula puede requerir reparación o, a veces, reemplazo, lo que requerirá cirugía. La estenosis grave de la válvula aórtica puede ser mortal si no se trata.